Archivo de la etiqueta: Anarquismo

“El laberinto español. Antecedentes sociales y políticos de la guerra civil” (1943) (1962)

Obra de Gerald Brenan, publicada originalmente en 1943 y posteriormente en castellano en 1962, todo un “clásico” de la Historia social, cuyo protagonista es el anarquismo rural, al cual comparaba frecuentemente con el carlismo foralista, pues considera que ambos movimientos expresan desde ópticas diferentes el verdadero ser histórico del pueblo español, en oposición a los partidos estatalistas triunfantes en la Guerra Civil española, tanto el PCE como Falange.

el-laberinto-espanol

¿Cuál ha sido su contribución a las ideas sociales y políticas? Hay que confesar aquí que, si buscamos la respuesta en los libros, no encontraremos nada muy concreto.Y sin embargo, yo creo que, bajo la insensatez y el frenesí de la política española, hay una actitud firme. Fijémonos, por ejemplo, en dos productos típicos del país: el anarquismo y el carlismo. Como sistemas políticos, no es posible considerar seriamente a ninguno de ellos: uno trata de realizar un sueño del futuro remoto, otro de resucitar un pasado idealizado. Pero, como críticas de la sociedad, ambos canalizan un sentimiento profundamente arraigado entre los españoles. Pudiera describirse este sentimiento como un odio a las farsas políticas, un ansia de una vida social más rica y más profunda, una aceptación de un bajo nivel de vida material y una creencia de que el ideal de la dignidad y de la fraternidad humanas nunca podrá alcanzarse por medios políticos solamente, sino que hay que buscarlo en una reforma moral (obligatoria, claro está) de la sociedad. Esto es lo que pudiera llamarse la actitud española característica. Contrariamente a la doctrina liberal, que separa la Iglesia del Estado y la sociedad del gobierno, apunta a una integración de la vida política con la vida social. Mas esto no es totalitarismo. Lejos de afirmar la supremacía moral del Estado, sustenta el punto de vista cristiano de que todo ser humano, cualquiera que sea su capacidad e inteligencia, es un fin en sí mismo, y de que el Estado existe únicamente para servir esos fines. Y todavía hay más. La larga y amarga experiencia que los españoles tienen del funcionamiento de la burocracia les ha llevado a subrayar la superioridad de la sociedad sobre el gobierno, de la costumbre sobre la ley, del juicio de los vecinos sobre las formas legales de la justicia, y a insistir en la necesidad de una fe o ideología interiores, único medio de que los hombres actúen como deben, en armonía mutua, sin necesidad de forzarles a ello. (p. 22)

Sigue leyendo

Anuncios

El viaje ideológico de Valle-Inclán

El Español

08/01/2016

Carlos Mayoral

Del carlismo al anarquismo, se cumplen ochenta años de la muerte del escritor y su obra pasa a ser de dominio público.

Cuentan que, estando ya gravemente enfermo, Valle esperaba ansioso el desenlace final con una única decepción: hubiera dado la vida por contar con más brazos además de aquel con el que había escrito algunas de las grandes obras maestras de la literatura en castellano. Achacaba al brazo perdido en aquella célebre pelea tabernaria el hecho de no haber podido abrazar a sus hijos en plenitud. Sigue leyendo

Anarquismo y Carlismo

Fragmento de “Anarquismo, populismo hispanoamericano y carlismo. ¿Disidencia espiritual o retorno a una edad de oro pretérita?”, ponencia presentada por José Javier López Antón en el VII Seminari d’Història del Carlisme.

Se ha pretendido emparentar al carlismo con movimientos variados. Pero la relación más rupturista es la entablada entre la idiosincrasia del carlismo y el anarquismo (…)

Joaquín Maurin y Andreu Nin estudiaron las actitudes de la Confederación libertaria. Su conclusión originó un fuerte debate entre ambos sectores, muy enraizados en la cultura catalana. Afirmaban que el moralismo anarquista no reflejaba una conciencia revolucionaria, sino una mera corriente ludista, que trataba de evitar las consecuencias de la industrialización desde una perspectiva moral, pero no ideológica. Una acusación que fue recusada por Joan Peiró, dirigente de la CNT. Sigue leyendo

El Carlismo visto por Joan Fuster (1962)

joan-fuster

El destacado escritor valenciano en lengua catalana Joan Fuster i Ortells en su conocido ensayo Nosaltres els valencians (1962) realizó las siguientes reflexiones sobre el carlismo como histórico movimiento popular del País Valencià:

El “insurgentismo”, en tanto que manifestación “periférica” de la política española del XIX, debería ser relacionado con otra cuestión: la del soi-disant anticentralismo de los sectores “insurgentes”. No deja de ser curiosa esta coincidencia. Quizá también era inevitable. Enfrentados polémicamente con el Estado jacobino, por una u otras razones, su oposición tenía que reflejarse en una concepción del Estado desde el punto de vista “regional”. Los carlistas hablaron de “fueros”. La vaguedad con que usaron el término “fueros” no desvirtúa nada en absoluto el sentido “descentralizador” que siempre quisieron darle: en tiempos de Carlos VII llegarán a emplear la fórmula “monarquía federal” (…). Sigue leyendo